Sin categoría

Diferentes formas de hacer el punto

9 de noviembre de 2018 (14:16 CET)

Diferentes formas de hacer el punto
Diferentes formas de hacer el punto

Si lo hacemos horizontal hablamos de un carácter impaciente y dinámico, decidido y con vivacidad intelectual.
Un punto redondo perfectamente realizado habla de inmadurez, esnobismo, necesidad de llamar la atención, mimetismo, fantasía mal encauzada y pérdida de energía.
Un punto redondo y espontáneo que no llega a ser totalmente redondo ni perfecto simboliza deseos de salirse de la norma y ser visto como alguien original, también podría verse como cierta divagación en una suerte de desviación de la imaginación.
Si el punto es anguloso cerrado hablamos de desgaste imaginativo y de energía. Si el ángulo del punto es abierto también se refleja un desgaste de energía, un carácter duro e intransigente.
Cuando el punto tiene forma de acento vertical es síntoma de intelectualidad e inteligencia activa y viva. Cuando el acento va ha hacia arriba denota oposición y descaro. Cuando va hacia abajo terquedad.
Si tiene forma de media luna que mira hacia abajo hablamos de un desgaste energético importante, se trata de personas suaves y dúctiles con tendencias obstinadas. Si, la media luna mira hacia arriba, apreciamos lo mismo que en la anterior, sin embargo, en lugar de obstinación encontramos cierta oposición al ambiente.
Si el punto tiene forma de cuña hacia la izquierda indica tendencias masoquistas en un sentido psicológico, suelen ser personas que no ven una salida a sus problemas. Si la cuña mira hacia la derecha, se habla de irritabilidad que se descarga sobre los demás, con cierto gusto por dañar a los otros, criticarlos, censurarlos, tiene tendencias sádicas.
Si el punto tiene forma de aspa o de cruz suele indicar que la persona es conflictiva. Una cruz en algún caso podría simbolizar tendencias místicas.

Lo más leído

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Nos interesa tu opinión

Revista

Nº 375, Octubre de 2021

Nº 375, Octubre de 2021