Ciencia

Podemos comunicarnos mientras soñamos

Es la primera vez que la ciencia consigue establecer una comunicación de doble dirección con personas que se encontraban dormidas profundamente. La dinámica del experimento consistía en que los científicos preguntaban y los voluntarios, inmersos en sueños lúcidos, respondían.

irene foto autor

Periodista e Historiadora

24 de febrero de 2021 (12:52 CET)

Podemos comunicarnos mientras soñamos
Podemos comunicarnos mientras soñamos

Científicos de la Universidad Northwestern (Illinois), en colaboración con instituciones europeas han conseguido lo que ellos mismos han denominado “sueño interactivo”. De esta manera, personas que se encontraban inmersas en un sueño lúcido y profundo, pudieron seguir indicaciones, reponder "sí" o "no" a preguntas simples y resolver problemas matemáticos básicos. Esta investigación, publicada la semana pasada en Current Biology, podría permitir en el futuro entrenar nuestro cerebro de un modo particular para poder alcanzar una meta o resolver un problema mental.

En este caso, el sueño REM es el que más desconcierto genera en la comunidad científica debido a la falta de conocimiento sobre esta fase. Pero esta investigación ha aportado datos interesantes al respecto. En palabras del psicólogo Ken Paller, miembro del equipo de investigación: “Descubrimos que las personas en el sueño REM pueden interactuar con un experimentador y entablar una comunicación en tiempo real. También demostramos que los soñadores son capaces de comprender preguntas, participar en operaciones de memoria de trabajo y producir respuestas”.

Como se puede comprobar, este experimento ha permitido saber más acerca del contenido y de la estructura del propio sueño. La investigación ha contado con un total de 36 voluntarios, agrupados en cuatro laboratorios. De entre estos voluntarios, uno de ellos solía tener sueños lúcidos causados por su narcolepsia; el resto experimentaron distintos sueños más allá de los profundos y lúcidos. Los científicos, a partir de un electroencefalograma (EEG), pudieron interactuar con ellos, dirigiendo así voces, luces intermitentes y toques físicos dentro de sus sueños.  

Es increíble sentarse en el laboratorio y hacer un montón de preguntas, y que alguien las responda desde el mundo de los sueños

Pero, ¿de qué forma respondían los voluntarios? Las personas que se encontraban dormidas respondieron mediante movimientos oculares y de músculos faciales que se habían acordado previamente. De las 57 sesiones de sueño que se realizaron, aquellos que experimentaban un sueño profundo respondieron al menos una vez correctamente en el 47% de las sesiones. Posteriormente, estos voluntarios aseguraron que durante el sueño escuchaban las voces de los investigadores como si fuesen narradores omniscientes, a las que ellos respondían.

ejemplos sueños
Imagen ilustrativa del desarrollo de la comunicación bidireccional durante el sueño profundo (Konkoly et al., Current Biology 2021)

La descripción del experimento queda muy clara con las declaraciones de Karen Konkoly, la autora principal del artículo: “Es increíble sentarse en el laboratorio y hacer un montón de preguntas, y que alguien las responda desde el mundo de los sueños. Es un tipo de experimento de gratificación inmediata. No tienes que esperar para analizar sus datos ni nada de eso. Puedes verlo allí mismo mientras todavía están durmiendo”.

En el futuro, este descubrimiento podría aplicarse a numerosos ámbitos más allá de los sueños, especialmente aplicándolo a la vinculación de los sueños con el recuerdo y cómo estos residen en la memoria. Tampoco se descarta que la investigación se pueda redirigir hacia el tratamiento de los trastornos del sueño, pudiendo entrenar modelos de sueño predeterminados. Para los investigadores “este canal de comunicación relativamente inexplorado puede permitir una variedad de aplicaciones prácticas y una nueva estrategia para la exploración empírica de los sueños”.

Lo más leído

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Nos interesa tu opinión

Revista

Nº 375, Octubre de 2021

Nº 375, Octubre de 2021