Arqueología

Göbekli Tepe: El misterioso Stonehenge de Turquía

En Turquía, uno de los yacimientos más enigmáticos del planeta nos espera: Göbekli Tepe, ¿el primer templo de la humanidad?

irene foto autor

Periodista e Historiadora

6 de agosto de 2021 (10:24 CET)

Göbekli Tepe: El misterioso Stonehenge de Turquía
Göbekli Tepe: El misterioso Stonehenge de Turquía

Al sureste de Turquía es posible encontrar un lugar absolutamente mágico y cuyas principales características todavía permanecen indescifrables. Hablamos del enigmático sitio arqueológico de Göbekli Tepe, localizado sobre un montículo artificial o "Tell", hecho por el ser humano.

Las excavaciones en el lugar comenzaron entre 1994 y 1995. Posteriormente, se lograron identicar una serie de recintos megalíticos de entre 10.000 y 8.000 años de antigüedad, que permitieron calificar el yacimiento como el emplazamiento religioso más antiguo del mundo. Este lugar pressenta unas estructuras de características sagradas de las que todavía a día de hoy los investigadores desconocen su verdadera naturaleza.

Göbekli Tepe es el yacimiento prehistórico más grande del mundo, así como el sitio religioso más antiguo

Integradas en la Edad del Hierro, las estructuras de Göbekli Tepe tienen una vinculación directa con la Revolución Neolítica, cuyo proceso se inició en el Creciente Fértil, basándose en la domesticación de animales y plantas que facilitó la sedentarización del ser humano. Anteriormente, la búsqueda de recursos le había supuesto tener que moverse por el territorio continuamente, pero desde ese momento, la producción de alimentos fue posible.

Sin título
Göbekli Tepe es el yacimiento prehistórico más grande del mundo, así como el sitio religioso más antiguo

Los distintos santuarios encontrados en Göbekli Tepe ascienden a veinte, como así especificó Klaus Schmidt, el arqueólogo que se encargó de dirigir las excavaciones hasta su fallecimiento en 2014. Estos lugares eran centros principales de reunión y de comunicación entre diversas sociedades neolíticas, auténticos puntos de encuentro social y económico en donde el componente sagrado estaba claramente presente. Como identificó Klaus Schmidt en su artículo Göbekli Tepe: santuarios de la Edad de Piedra en Alta Mesopotamia (2007), en estos lugares los cazadores organizaban grandes festines, los cuales han podido ser documentados mediante la aparición de restos oséos encajados perfectamente con "el escenario esbozado de los banquetes opulentos que se espera para lugares de reunión como este complejo". 

Estos templos, si bien carecen de una forma homogénea, poseen, por lo general, cierta forma circular. Sin embargo, lo que resulta más interesante es la colocación de sus pilares, los cuales responden prácticamente en su mayoría a la misma disposición. A partir de una serie de muros, en estos lugares se separan dos espacios: el exterior y el interior. Adosados a estos muros, se colocan una serie de banquetas de piedra y, en el centro, hay dos pilares centrales, a los cuales miran el resto de pilares que les rodean. Es una disposición que invita a ver cómo los propios pilares reciben a los visitantes que entran en el santuario, pero ¿qué representan estas figuras?

¿SERES ANTROPOMORFOS? 

En torno a 200 de estos pilares presentan una característica forma de "T", un esquema que se repite en la Alta Mesopotamia y que, incluso, permite establecer cierta semejanza con las taulas baleares. En el caso de Göbekli Tepe, el 95% de los pilares en forma de "T" representan seres antropomorfos y marcadamente geométricos, que cuentan con una ligera estilización corporal y con cierta forma humana. Además, estos pilares carecen de cara y están colocados mirando hacia el centro del recinto, en donde están dos pilares centrales. Esto nos permite intuir que los propios pilares saludan a las personas que entran en el templo, pero, ¿quiénes eran los que lo visitaban?

Los investigadores también han llegado a considerar la posibilidad de que se traten de representaciones de seres de otro mundo

Sin título(1)
La característica forma de "T" de sus pilares es  una de las principales incógnitas en torno a Göbekli Tepe

Según identificó Schmidt, los pilares no presentan ningún tipo de indicación sexual en ellos. La dualidad clásica hombre-mujer ha sido la principal hipótesis en torno a los dos pilares centrales: "Es evidente que podría tratarse de mellizos y, debido a la ausencia de indicación del sexo en las figuras líticas de Göbekli Tepe, podrían ser tanto masculinos como femeninos, a manera de las parejas de hermanas que aparecen en los mitos de creación de algunos pueblos".

Los investigadores también han llegado a considerar la posibilidad de que se traten de representaciones de seres de otro mundo, principalmente ante la denotada reducción de las formas que presentan, sin ningún detalle que permita identificar a las figuras correctamente. A este misterio se suma el hecho de que, hace unos años, se identificó una escultura en la parte norte que recordaba a un tótem típico de los nativos norteamericanos. Su forma humana era perfectamente apreciable.

¿Qué representan estos animales? ¿Hacen referencia a deidades o chamanes?

Además, ¿por qué aparecen en ciertas ocasiones animales representados? No solo en los pilares, también en la propia excavación, se ha logrado identificar distintos tipos de esculturas animales. Las dudas de los investigadores en este punto son enormes: Estos animales podrían acompañar a los seres que se representan en los pilares, o directamente ser atributos de ellos. También podrían aludir a alguna deidad o ser, por ejemplo chamanes.

Sin título(2)
 

POSIBLE OBSERVATORIO ASTRONÓMICO

En lo que respecta a las investigaciones de Giulio Magli, astrofísico y arqueoastrónomo en la Universidad Politécnica de Milán, Göbekli Tepe podría haber sido construida como un observatorio astronómico, de la misma manera que lo fue Stonehenge. Para poder demostrar esta hipótesis, el investigador se ha encargado de simular la disposición del cielo de Turquía en el momento en el que se construyó.

¿Por qué se decidió enterrar este lugar voluntariamente hace miles de años?

Atendiendo a Sirio, la estrella más luminosa del cielo (sin contar con el Sol) y la cuarta más luminosa del cielo nocturno después de la Luna, Venus y Júpiter, Magli pudo identificar una línea imaginaria entre el paralelo de los dos megalitos centrales. A partir de este descubrimiento, el investigador identificó que tres de estas estructuras circulares estarían alineadas con Sirio en los años 9100 a. C., 8750 a. C. y 8300 a. C. Aún así, Magli asegura que todavía hacen falta más estudios que validen esta idea.

En algún momento determinado, estos santuarios fueron rápidamente enterrados. Esta es otra de las grandes incógnitas que se ciernen sobre Göbekli Tepe ¿Por qué se ocultó? ¿Qué representan sus pilares? Podrían ser sus ancestros, espíritus, seres antropomorfos sin rostro... Las posibilidades son enormes, pero las respuestas aún son escasas. Un lugar de semejantes magnitudes seguirá escondiendo muchos secretos.

Relacionados
Lo más leído

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Nos interesa tu opinión

Revista

Nº 377, Diciembre de 2021

Nº 377, Diciembre de 2021