Historia oculta

Hallan dos momias cubiertas de oro cerca de Alejandría

El hallazgo de dos momias cubiertas de oro en Alejandría ofrece pistas a los arqueólogos en la búsqueda de la tumba de Cleopatra

Josep Guijarro

Periodista y escritor

3 de Agosto de 2020 (12:00 CET)

Hallan dos momias cubiertas de oro cerca de Alejandría
Hallan dos momias cubiertas de oro cerca de Alejandría

Arqueólogos de la Universidad de Liverpool han hallado en Taporisis Magna, un templo dedicado a Isis muy cerca de Alejandría, dos momias cubiertas de oro. La ciudad fue el principal centro comercial e intelectual durante la dinastía ptolemaica, es decir, desde la muerte de Alejandro Magno hasta el año 30 a. C.  Fue el principal centro cultural del mundo antiguo. Allí nació la bella Cleopatra VII durante el invierno del 69 a.C., la última reina del Egipto Ptolemaico.

Esta mujer que fue considerada "la encarnación humana de Isis" pudo ser enterrada en Taporisis Magna, hoy Abusir, a 45 kilómetros al oeste de Alejandría. Desde 2002, la arqueóloga dominicana Kathleen Martínez ha encontrado indicios de que la famosa reina de Egipto y su también famoso amante Marco Antonio, podrían estar enterrados cerca del complejo del famoso templo de Osiris.

Martínez y el profesor titular de Egiptología de la Universidad de Liverpool, Glenn Godenho, han conseguido un hallazgo excepcional: dos momias intactas, una de mujer y otra de un hombre completamente cubiertas de láminas de oro, según informa The Guardian.

"Oh, Dios mío, hay dos momias ... Mira esta maravilla" –es la frase pronunciada por la egiptóloga Kathleen Martínez al abrir la tumba,  emulando a Howard Carter, cuando descubrió la cámara funeraria de Tutankamon. Y es que los detalles del nuevo descubrimiento se presentarán el 23 de julio en un documental titulado 'The Hunt for Cleopatra’s Tomb' ('La búsqueda de la tumba de Cleopatra'), en el canal británico Channel 5.

Los arqueólogos suponen que las momias corresponden a sacerdotes que ostentaban un alto rango social.

Las momias han sido radiografiadas, estableciendo su sexo y los expertos creen que se trata de sacerdotes que desempeñaban un papel clave en el mantenimiento del poder de los faraones. Uno portaba la imagen de un escarabajo, que en el antiguo Egipto simbolizaba el renacimiento, pintado en pan de oro.

En cualquier caso, su sepultura nunca fue perturbada por saqueadores, lo que no significa que se hayan salvado de la destrucción, puesto que el agua que se ha ido filtrando en la tumba a lo largo de los siglos, las ha deteriorado de forma notable. "Aunque ahora, tras 2.000 años bajo tierra, están cubiertas de polvo, en su momento estas momias debían de ser espectaculares. Que estén cubiertas de pan de oro muestra que [...] seguramente fueron [...] miembros importantes de la sociedad", cita The Guardian a Godenho.

Kathleen Martínez y Glenn Godenho en el templo Taposiris Magna: Fotografía Arrow Media
Kathleen Martínez y Glenn Godenho en el templo Taposiris Magna: Fotografía Arrow Media

Martínez está pletórica, pues el hallazgo vincula a Cleopatra con Taposiris Magna ya que, en el altar del templo, donde los sacerdotes realizaban sus ofrendas, descubrió 200 monedas con el nombre de la reina de Egipto y su rostro acuñado en ellas.

Anteriormente, los arqueólogos dieron con la estatua de un faraón decapitado, que creen es Ptolomeo IV, antepasado de Cleopatra, y una placa con una inscripción que muestra que el templo estaba dedicado a la diosa Isis. Cleopatra se vio a sí misma como su encarnación humana, recuerda la arqueóloga dominicana.

Relacionados
Lo más leído

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Nos interesa tu opinión

Revista

Nº 361, Agosto de 2020

Nº 361, Agosto de 2020

Esta web utiliza 'Cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio.