Civilizaciones perdidas

La solución al enigma olmeca está… ¡sumergido!

El hallazgo de unas estructuras sumergidas en las costas de Cuba acrecienta todavía más el enigma de la cultura olmeca.

Miguel Pedrero

28 de Agosto de 2019 (11:00 CET)

olmecas ciudades sumergidas
olmecas ciudades sumergidas

Si de civilizaciones desaparecidas bajo las aguas hablamos, no podemos pasar por alto a Mega, nombre con el que se bautizó a una serie de estructuras sumergidas, localizadas en julio de 2000 por la doctora Paulina Zelitsky, quien dirigía un equipo de búsqueda de galeones hundidos a profundidades de entre 300 y 500 metros. Por casualidad, el sonar de barrido lateral localizó una serie de extrañas figuras al occidente de la isla de Cuba. Cuando el hallazgo se dio a conocer en 2003, Zelitsky se convirtió en directora de un equipo de científicos, logrando obtener imágenes de la ciudad sumergida que, a decir de los especialistas implicados en la investigación, podría haber estado habitada hace unos 8.000 años por una civilización que habría terminado colonizando ciertas zonas del continente americano.

Uno de los científicos del equipo, el ilustre geólogo Manuel Iturralde, del Museo Nacional de Historia Natural de La Habana, reconoció que no existe una fácil explicación para las enormes estructuras sumergidas, algunas de varios cientos de metros. El periodista Luis Mariano Fernández, director y presentador de Mis enigmas favoritos, programa de televisión de gran éxito en Andalucía, viajó a Cuba para entrevistar a Zelitsky, Iturralde y al resto del equipo que estaba investigando las ruinas de Mega. El geólogo cubano le dijo lo siguiente:

«Son estructuras gigantescas a partir de unas piedras muy grandes de formas geométricas perfectas, como si hubieran sido cortadas e instaladas una sobre otra, con tal perfección que creo que a día de hoy no podemos hacer nada similar. No pertenecen a la geología del lugar. No puedo decir de dónde llegaron porque no tengo la respuesta. En el momento que publicamos por primera vez la noticia del hallazgo, la Universidad de Veracruz (México) se interesó por nuestro trabajo y por las imágenes que habíamos grabado de esas estructuras en el fondo del mar. Concretamente, el Instituto de Antropología de esa universidad me invitó a unas excavaciones que estaban realizando sobre piezas y ruinas de la civilización olmeca (…) Su interés era claro ya que los olmecas y otros pueblos precolombinos pudieron proceder de los constructores de la ciudad de Mega».

Los olmecas fueron una civilización que parece surgida de la nada hace unos 3.500 años y que ocupó parte de los territorios de los estados mexicanos de Tabasco y Veracruz. En este sentido, Manuel Iturralde confesó al periodista Luis Mariano Fernández lo que sigue: «En realidad se desconoce su origen y antigüedad (de los olmecas), pero todos coinciden en que provenían del este. Es muy probable que algunas de las islas que se hundieron con ciertas civilizaciones establecidas, fueran habitadas por olmecas. Algunos hablan de la Atlántida, y en México de Atlanticú. Yo creo que las estructuras de Mega tal vez pertenezcan a este interesante y desconocido pueblo del pasado. Nosotros pensamos, y muchos científicos están de acuerdo, que la península de Yucatán estaba unida mediante una gran cordillera a Cuba y que, probablemente, allí vivieron nativos y construyeron una ciudad».

Relacionados
Lo más leído
Ver comentarios

Comentarios

No hay comentarios ¿Te animas?

Nos interesa tu opinión

Revista

Portada Año Cero Septiembre 2019

Nº 350, Septiembre de 2019

Esta web utiliza 'Cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio.